31 enero 2008

ORACION: LAS SENSACIONES


¿Cómo definirían cada uno de ustedes su vida? ¿La definirían que se mueve por sensaciones, por lógica, por intuición, por razonamiento, por costumbre, por inercia?

Ojalá que la mayoría de seres pudieran definir sus vidas como movidos por sensaciones o por intuiciones. Ojalá el hombre pudiese decir que su vida está guiada única y exclusivamente por sensaciones, ¿se lo imaginan, se imaginan un planeta que todos los seres que lo habiten movieran sus vidas única y exclusivamente por sensaciones, por intuiciones?, ¿se lo pueden imaginar?, ¿qué ocurriría?

Las mentes lógicas imaginamos que lo vivirían como un caos, como algo caótico. Para las mentes que necesitan tenerlo todo pesado y medido a través de esa lógica, realmente sería un cortocircuito. Algo o alguien que se mueve a través de lo inesperado, que puede romper con cualquier idea, con cualquier acto en cualquier momento, siempre con ese respeto hacia el prójimo pero basado únicamente en su sensación de vida.

Imagínenlo y no se lo quiten del pensamiento ni del corazón, atrápenlo y no lo pierdan, porque es a lo que el ser humano va.

El hombre, para alcanzar ese estado de plenitud que tiene el planeta, estado de plenitud, debe guiar su vida única y exclusivamente por las sensaciones que le den sus sentidos, y no sus cinco sentidos, sus sentidos. Tiene que hacer lo imposible para dejarse guiar solo por la intuición o las sensaciones, aunque les parezca una barbaridad, aunque les parezca un sin sentido, y no lo acoten, amplíenlo a todo lo que es la vida en lo que ustedes toca, metan trabajo, metan pareja, metan todo lo que ustedes toquen, todo, sus pensamientos, sus ideas, sus acciones. No metan la lógica, no metan la razón, observen y obsérvense qué sienten, qué sensación tienen cuando piensan en una idea, en una persona, en un acontecimiento, en la vida, ¿qué sensación les mueve? Tienen que aprender a clasificar esas sensaciones.

Hasta ahora el hombre reconoce la sensación de frio, de calor, el hambre, la alegría, la tristeza, la amargura, la ilusión… Eso, el hombre, lo reconoce, pero no se mueve a través de ello. Ponemos ejemplos que cada cual tiene todos los días, todos. Una persona no está a gusto en su trabajo pero es lo que tiene que hacer; las sensaciones que tiene son de apatía, de tristeza por tener que levantarse e ir a un lugar que no le gusta, pero lo hace; tiene que ir a un lugar, su sensación le dice que no le apetece pero tiene que ir porque ha quedado con tal, con cual, o porque quiere agradar a alguien; a él no le apetece pero va.

Y así observen sus vidas y hagan un recuento de las cosas que diariamente hacen moviéndose exclusivamente por las sensaciones que les mueven en ese momento, o vean cómo diariamente hacen por obligación de cualquier tipo: porque tienen que entregar dinero, porque tienen niños pequeños, porque tienen, porque tienen, porque tienen esa obligación a lo que sea. ¿Cuál pesa más en sus vidas?

El ser humano, después de tanto y tanto tiempo y tiempos de moverse a través de la lógica y la obligación, ha perdido toda la frescura que es innata en el ser de humanidad, ha perdido todos sus reflejos de referencia de lo especial que es, ha perdido esa frescura de tener sensaciones únicamente a través de un olor y que le lleven a lugares donde no llega la razón, y que lo viva, que lo haga suyo.

Esos seres que ya tienen despierta esa facultad, porque hoy en día se le ha de llamar facultad cuando realmente es innato en el ser de humanidad, hoy ya es una facultad, aquel que conserva o aquel que ha apostado por mover su vida únicamente por sensaciones, le está sacando el jugo a la vida, está comprendiendo el sentido que tiene la vida para el ser de humanidad, está comprendiendo el sentido que tiene individualmente en este instante y momento en el planeta, ve su sentido, su relación, observa su vida y lo torcida o derecha que la encauzó, lo ve, lo siente, lo percibe a través de esos sentidos.

Hay que dar forma a la vida, una nueva forma a nuestras vidas a través de los sentidos, esas sensaciones que nos puede dar el tacto, la vista, la piel, el olfato, el corazón, el… nada, porque a veces no te lo trae ninguno de tus cinco sentidos pero tienes esa sensación y la sensación tiene nombre y se lo puedes dar, lo que te atasca es el realizarlo si no le ves una lógica.

Por ejemplo, una persona tiene una sensación fuerte de lo que sea, muy fuerte, automáticamente quiere darle forma y encontrar un nombre a esa sensación. ¡Vale!, ya se lo ha encontrado, ya le ha encontrado el nombre: pues me pasa…, esa sensación me da que esto es, estoy sintiendo esto por esto, ya tiene el nombre, ¿cómo la realizo?: no puedo realizarla, claro, porque no tengo esto, o no ha llegado aquel… Ya está metiendo la razón, ya tiene la lógica, ya te está atrapando y estás dejando de cumplir la sensación, estás dejando de dar forma a un nuevo estilo de vida, a una nueva forma de relacionarse la humanidad con el planeta, estás dejando de ver el autentico sentido del hombre en este planeta, en este, en otros no sabemos cómo se moverán, pero en este el hombre tiene que moverse a través de sus sentidos, lo que sienta en el momento que lo sienta y sin dejar que entre la lógica.

Lógicamente, están pensando: tengo dos hijos, tres hijos, un hijo, tengo una pareja, tengo un trabajo, tengo que darles de comer, si lo que siento no es eso, ¿cómo se van a alimentar? Vale, ya está la lógica, ya está el razonamiento, el atrapamiento y la resistencia ante una nueva forma de ver y vivir la vida.

Les estamos proponiendo este nuevo estilo, esta nueva forma. Nunca, no olviden que nunca, se le va a proponer nada al hombre, al ser de humanidad, que no esté dentro de la armonía de vida. ¿Qué quiere decir eso? Se lo tenemos que desmenuzar como a los niños pequeños, pero vamos a hacerlo en un ejemplo. Ustedes amplíenlo a toda su vida. El ejemplo sería: teniendo la seguridad de que la vida me va a proveer de lo que yo necesite, si necesitas una economía porque estas cuidando de unos hijos, la tendrás; si necesitas una nueva forma de estructurar tu trabajo, no tu hacer, tu trabajo, ese que te merma cada vez que piensas en levantarte de la cama para ir hacia él, no metas la lógica, ¿que sientes, que sensaciones te trae cuando tú dices “no voy a ir a trabajar, a ese trabajo no voy”, si no metes la lógica ni la razón te quedarás en cama, a ver qué pasa.

Sé que va a romper con la forma que tiene hoy estructurada el hombre, mucho, y ustedes deben de, dentro de la observancia, dentro de ese sentido que ya lo tienen inculcadisimo en sus genes, la observancia, observen hacia donde y como se está decantando el ser de humanidad con esta forma de ver la vida, con esta forma lógica de ver la vida, con esta inercia de vivir lo que todos viven, de moverse como todos se mueven, hacia dónde está llevando esa forma de vivir al ser humano.

Ustedes no sé si verán a través de esa observación hacia dónde les están dirigiendo. Estos servidores, desde ahí, les pueden decir que los están llevando a través de esa lógica y razón a una enfermedad sin vuelta, a una enfermedad sin sanación, a una muerte en vida. Hacia ahí es hacia donde les está llevando esa forma lógica de vivir sus vidas, esa forma respetuosa, para ustedes, de vivir lo que los demás les presentan y, por respeto, no se mueven por su sentir.

Y ahí podríamos ampliar, y ampliaremos, cómo se está comportando el ser de humanidad que presiente, percibe, intuye que la vida no es como nos la han presentado. ¿Qué le ocurre a ese grupo de seres de humanidad, que por un lugar u otro les vienen esas sensaciones de que no están en ningún lugar? Ese tiene que replantearse más que aquel que no ve, más que aquel que se deja llevar, si realmente apuesta y se deja llevar por esa nueva forma que se les está expresando, y que ocurra aquello que tenga que ocurrir. ¿Ustedes creen que la Creación, sí, la Creación que creó todo lo existente, les va a presentar algo, les va a proponer algo que no esté relacionado con la autentica armonía del universo? No podría, no podría, es que todo lo existente, hasta ustedes, hasta el hombre, es armonía, todo es armónico y cuando deja de ser armónico muere, desaparece, ¿entienden?

No se les va a proponer nada que no puedan con ello alcanzar la autentica armonía de vida y de universo. Otra cosa es que ustedes se atrevan a probar esa nueva forma que les llega, porque entre otras cosas -ya lo saben- tienen que aceptar únicamente aquello que les ha llegado a cada uno, aquello que les ha llegado, que les ha calado, es lo que tienen que probar, porque de todo lo que están escuchando quizás una, solo una cosa puedan asimilar, o dos o tres, pero imagínense que solo han asimilado una cosa de lo escuchado: esa es la que tiene que introducir y probar.

Se les dice: prueben, prueben a vivir aquello asimilado, vivirlo tal y como se lo estamos explicando, vivan por sensaciones. No se imaginan lo que puede ocurrir en sus vidas, puede ser realmente ese giro que están esperando, puede ser el auténtico cambio que están necesitando.

Amén.

3 comentarios:

Gaby dijo...

Cuando oramos verdaderamente sentimos infinidad de sensaciones que si lo sientieramos siempre que oraramos, seriamos completamente felices!

saludos.

JDIANA dijo...

Tienes razón, cuando vives siguiendo los remglons que te trazan los demás acabas enferma/o, y entonces, la mayoría de las veces, cuesta mucho volver a encontrar el equilibrio. En las ocasiones en que te dejas fluir, en que escuchas a tu espiritu y vives según te dictan tus sensaciones...¡hay! ¡que libre te sientes1. En ese momento ya no quieres volver atrás.

Un abrazo

Adonai dijo...

gaby: esas sensaciones, seguro que también las has sentido en otros momentos, ¿a que sí? Gracias, y me encantaron tus fotos, sobre todo las familiares, ¿te acuerdas de las sensaciones que tenías en aquellos momentos? Besos.

jdiana: estoy de acuerdo con lo que dices, y es importante mantener ese nivel que vamos alcanzando poco a poco y no bajar, ya no vale bajar. Besos y gracias por tu visita.

Frases